Evita problemas digestivos durante las vacaciones

Las vacaciones de verano están a la vista y, con ellas, la posibilidad de salir de la ciudad para descansar y divertirse con la familia. Pero, de manera casi inevitable, una amenaza acecha la felicidad de esta temporada: la diarrea del viajero, que puede afectar a entre 20 y 50% de las personaS y hasta a 80% en el caso de quienes eligen destinos de alto riesgo, como algunas zonas de México, Centro y Sudamérica, Asia y Medio Oriente.

 

 

Caracterizada por tres o más deposiciones blandas en 24 horas en cualquier momento durante o después de un viaje, este síndrome es acompañado por náuseas, vómitos, dolor abdominal y fiebre, y puede ser causada por numerosos agentes infecciosos como bacterias, virus y parásitos.

 

 

Por lo general, la diarrea del viajero afecta con más frecuencia a personas que viajan de áreas con altos estándares de higiene a otras en las que estas condiciones son más precarias, donde los bajos niveles de saneamiento y las deficientes medidas de seguridad en el manejo de alimentos y bebidas representan un riesgo. Otra fuente potencial de infección son las aguas recreativas, como albercas, mares, lagos y ríos.

 

 

Aunque la mayoría de los casos de este síndrome se curan sin tratamiento, con recuperación completa en unos pocos días, siempre es importante contar con asistencia médica para evitar complicaciones. Igualmente importante es que la población más vulnerable, como bebés, niños, mujeres embarazadas, y aquellas con enfermedades crónico degenerativas o alteraciones del sistema inmunitario, refuercen precauciones frente a alimentos y bebidas de dudosa calidad, así como aguas recreativas inseguras.

 

 

A fin de minimizar el riesgo de diarrea de viajero se recomienda evitar:

·         Comida que se haya mantenido a temperatura ambiente durante varias horas (buffets sin protección o de vendedores ambulantes)

·         Alimentos crudos, especialmente huevos, carne o mariscos, y frutas con la piel dañada

·         Cubos de hielo

·         Lavarse los dientes con agua que no sea segura

·         Tragar agua en albercas, mares, lagos y ríos

 

 

Una alternativa eficaz para prevenir la diarrea del viajero o complementar su tratamiento son los probióticos, especialmente, el desarrollado a partir de la levadura Saccharomyces boulardii CNCM I-745 que, gracias a su triple efecto antiinflamatorio, antimicrobiano y antitoxínico, reduce la duración de la diarrea, no se inactiva con antibióticos y restaura la flora intestinal.

 

Lee el articulo completo en: Padres e Hijos México
via http://www.padresehijos.com.mx

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s